El Jardín Botánico de Santiago se llama Prof. Eugenio de JS. Marcano

bocetovallabotanico

POR: UBI RIVAS

El Listín Diario de fecha 26 de enero último, insertó una nota en el sentido de que por disposición del Poder Ejecutivo, el Jardín Botánico de Santiago de los Caballeros se llamará profesor Eugenio de Jesús Marcano Fondeur, notable entomólogo nacido en Licey al Medio, próximo a la Ciudad Corazón, el 27 febrero de 1923 y falleció en Santo Domingo el 18 de septiembre 2003, a los 82 años.

Marcano, como le llamaba siempre el doctor José de Jesús Jiménez Almonte, el botánico más notable nacido en el país luego del doctor Rafael Moscoso Puello, de quien siempre, por su modestia, Jiménez Almonte se consideró su discípulo, como Marcano de Jiménez, fue un eminente entomólogo, espeleólogo, herpetólogo, entomólogo y botánico empírico, es decir, no académico, que dejó una huella luminosa en las investigaciones de las ciencias que trató con gran dedicación, esmero y persistencia, todas encomiables.

Incursionó centenares de veces peinando la geografía nacional solo o acompañando a los doctores Jiménez Almonte, Santiago Bueno y Federico Lithgow (Fricó), identificando plantas e insectos, penetrando en profundas y extensas cavernas en procura de identificar especies de esos dos reinos de la naturaleza, en una labor considerada importante y aportadora para esas ciencias.

Junto al padre Julio Cicero, el profesor Macano Fondeur realizó una amplia investigación biologíca y ecatológica, y en l963, hizo una investigación de los recursos naturales de RD junto al ingeniero forestal peruano Humberto Tasaico, a cargo de la Unión Panamericana, que entre otros pormenores, recomendaba al Gobierno dominicano bajar gradualmente a los llanos a los conuqueros nómadas que depredaban las cordilleras y agotaban las reservas hídricas del país, y asentarlos en proyectos agropecuarios organizados y rentables.

El profesor Marcano Fondeur tiene sobrados méritos para que su extensa y encomiable gestión científica se reconozca y honre su nombre con una institución acorde a su gran aporte a las ciencias que trató con honestidad consagración, perseverancia y eficiencia.

También el doctor José de Jesús Jiménez Almonte honrando con su nombre al Jardín Botánico de Santiago de los Caballeros, considerando su mayúsculo aporte a la botánica, coleccionando más de 20 mil especies en su herbario, y su biblioteca, los más voluminosos del país, que su hijo, el eminente cardiólogo ido a destiempo, doctor José de Jesús Jiménez Olavarrieta, donó a la PUCMM.

El currículo del doctor Jiménez Almonte es imposible incluirlo en un trabajo breve como el presente, y en l983, el doctor Basset Maguire, director del Jardín Botánico de Nueva York, su gran básiga en las ciencias y amigo entrañable, distinguió como Médico Prominente y Primer Botánico Dominicano, y reconocido por su aporte científico por The Smithsonian Institute de Washington, D. C. y las universidades de Texas, Nueva York, Harvard y Montreal, como un botánico eminente.

Este gran científico y enorme ser humano que ganaba la distancia de siete kilómetros de Guazumal donde nació el 6 de agosto de 1905, a Santiago de los Caballeros, en lomo de borrico todos los días, cantando y solfeando, para hacerse bachiller, y logró el pináculo de la botánica, medicina como médico clínico, ajedrecista genial y políglota.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *